humulus lupulus

blog especializado en cerveza

Archivos por Etiqueta: Pumpkin Ale

Historias de la Cerveza: Pumpkin Ale

Por estas fechas son muchos los fabricantes que optan por elaborar un estilo de cervezas bastante peculiar, que ya sea o bien para ensalzarlas, o bien para denostarlas, no dejan indiferente a nadie. Son las llamadas en lengua inglesa Pumpkin Ale, las cervezas de calabaza, una receta que ha pasado de hacerse por necesidad a convertirse en un producto comercial de temporada.

La cabaza ingrediente principal en estas cervezas

La cabaza ingrediente principal en estas cervezas

Cuando los primeros colonos llegaron al nuevo continente, descubrieron nuevas frutas y hortalizas entre las que se encontraban la calabaza, que eran uno de los alimentos esenciales durante el invierno, de los habitantes nativos, que secaban su carne en lonchas para conservarla. Estos primeros europeos emigrados comenzaron a obtener los azúcares y almidones para poder fermentar las bebidas que endulzaran sus labios, ante la ausencia de importación y cultivo de cebada, para maltear. Este uso se describía ya en una canción del folclore americano en 1643, y es sabido que personalidades como George Washington, Ben Franklin y Thomas Jefferson también incluyeron este ingrediente en sus recetas.

A lo largo de los siglos XVIII y XIX eran habituales en la fabricación de cerveza y bebidas espirituosas los nabos, las melazas, las manzanas, el maíz y las calabazas, que eran los víveres más comunes en América. A comienzos del siglo XX, en los bares se pedía el Flip, un combinado de ron, cerveza de calabaza, azúcar moreno y calabaza seca, en el que se sumergía un agitador de hierro incandescente para caramelizar los azúcares no fermentables, a la vez que hacía espuma, y le daba a la bebida un sabor quemado y amargo.

Algunas Pumpkin Ale Americanas

Algunas Pumpkin Ale Americanas

Tras la ley seca, con una agricultura más desarrollada, prevalecieron las cervezas tipo lager de estilo alemán y bohemio, elaboradas con lúpulo y cereales, no siempre malteados. Hasta que en los años ochenta, con el renacimiento de la cerveza artesana, el propietario de la Buffalo Bill´s Brewery de California, William Owens, encontró una receta formulada por George Washington en la que se usaba pulpa de calabaza en el macerado. Owens que también era agricultor, machacó una de sus calabazas gigantes, y la maceró con los ingredientes de su Amber Ale común. Cuál fue su desilusión al descubrir que el sabor de la calabaza no estaba presente en el producto ya fermentado y carbonatado. Pero entonces se le ocurrió hacer otro lote, esta vez usando solo las especias con las que se condimenta habitualmente la tarta de calabaza. Nacía así la primera Pumpkin Ale moderna.

Etiqueta de la Timmermans Pumpkin Lambicus

Etiqueta de la Timmermans Pumpkin Lambicus

En los últimos años han ido surgiendo nuevas recetas, incluso fuera del continente americano, en las que se usan desde purés de calabaza hasta saborizantes artificiales, acompañados de avellana, canela, clavo, jengibre o pimienta de Jamaica. Son cervezas que oscilan entre 4% 7% ABV, y no siempre se emplean levaduras ale, como para la Lakefront Pumpkin Lager. Otras cerveceras también la combinan con otros estilos como es el caso de Four Peaks Pumpkin Porter, Cape Ann Brewing Company´s Fisherman´s Pumpkin Stout o Timmermans Pumpkin Lambicus, una de las primeras elaboradas en Europa, tan solo unos años atrás.

En ocasiones tienen un sabor muy dulce y empalagoso, pero existen cervezas en las que las especias dan equilibrio y armonía a los sabores, dejando notas de caramelo, melaza, avellana e incluso terrosas. Algunas de las Pumpkin Ales mejor valoradas son: Brooklyn Brewery´s Post Road, Dogfish Head Craft Brewery´s Punkin Ale, Carolina Beer Company´s Cottonwood, Shipyard´s Pumpkinhead Ale y Pugsley´s Signature Series Smashed Pumpkin, Schlafly´s Pumpkin Ale y Smuttynose Brewing Company´s Pumpkin Ale.

Es evidente que la popularidad de estas cervezas se ve acrecentada por el día de Pumpkin Chunkin y de Halloween, festividades americanas en las que el fotogénico fruto naranja es el protagonista. En estos días es tradicional la comida y bebida a base de calabaza, así como vaciarlas para hacer linternas con ellas o lanzarlas con una catapulta para que se rompan. Pero cómo llegó la calabaza a convertirse en el símbolo de estas celebraciones es otra historia.

 PD. Las fotos tienen sus respectivos derechos de autor

George & Dragon Barcelona

En los últimos meses el trabajo no me ha permitido disfrutar de la cerveza todo lo que hubiera querido, horarios, viajes… me han impedido asistir a varios eventos cerveceros que tenía marcados en el calendario. GerogeAndDragon_4No obstante, no hay mal que por bien no venga, y uno de mis destinos de viaje fue Barcelona, una de las grandes cunas cerveceras de este país donde tuve oportunidad de conocer varios locales míticos en lo que a cerveza se refiere, uno de ellos es el Gergoge & Dragon del que os voy a hablar en la entrada de hoy.

El George & Dragon está situado en pleno centro de la ciudad, muy cerca del Paseo de Gracia y de la Plaza de Catalunya. Lo primero que llama la atención es el cartel luminoso que adorna la puerta de entrada al local, una vez dentro hay que bajar unos pocos escalones adornados con estanterías llenas de botellas que ya hacen indicar que dentro se va a beber buena birra. GerogeAndDragon_3El local no es demasiado grande, aunque en comparación con otras cervecerías míticas de Barcelona, 2d2dspuma o Freiburg por ejemplo, es considerablemente más amplio.

La cervecería está dispuesta en dos alturas, una primera donde encontramos una larga barra a la izquierda y unas pocas mesas a la derecha, y una segunda altura más baja con varias mesas donde poder degustar unas buenas cervezas y buena comida.

La zona de la barra es amplia, cuenta con un total de 16 grifos, y una buena estantería llena de cervezas, tienen más de 100 referencias entre las que destacan las especialidades de los americanos de Rogue y de los noruegos de Nøgne Ø, GerogeAndDragon_2muchas de ellas imposibles de conseguir en otras tiendas especializadas, lo que hace muy difícil elegir que cerveza tomar. Puedes hacer también el tour cervecero, probar los 16 grifos por 25€.

La zona de las mesas es ideal para disfrutar de unas buenas cervezas y llenar el estómago, tienen una buena carta de comida, destacan especialmente las hamburguesas, de buey, cerdo ibérico, ternera o incluso salmón. Nosotros nos decidimos probar la hamburguesa de buey y la de cerdo ibérico, ambas muy buenas. Para acompañar una Captain Sig’s Northwestern Ale de Rogue, una John John Dead Guy Ale también de Rogue y una Pumpkin Ale de Nøgne Ø, todas ellas de barril.GerogeAndDragon_1

Llama la atención un cartel en la pared en el que se puede leer “Sin lugar a dudas, el mejor invento de la historia es la cerveza!! Bueno, la rueda también, pero no marida tan bien con las burger’s”, además de la buena música de ambiente que se puede escuchar.

Para terminar la velada nos tomamos una última cerveza en la barra, esta vez la Nøgne Ø # 100, una Barley Wine espectacular mientras charlábamos un rato con Edgar que nos atendió muy bien en todo momento. Finalmente nos decidimos por llevar a casa una botella de la Imperial Pilsner Rogue Morimoto, y un vaso de Rogue como recuerdo de nuestro paso por el Geroge & Dragon.

Si vas a Barcelona este local es sin duda uno de los que no puedes perderte, cómodo, buena música, buena comida y birras espectaculares… ¿Qué más se puede pedir?

GeorgeAndDragonGeroge & Dragon Barcelona

C/ Diputació 269

08007 – Barcelona

www.georgeanddragonbcn.com

PD: Este establecimiento cerró sus puertas en 2013